Betway.mx NFL $3000

Tigres es un equipo que se ha caracterizado por repatriar a varios futbolistas mexicanos, el caso más famoso, es el de Javier Aquino, o el de Omar Bravo. Pero en estos últimos días, Carlos Salcedo, ex jugador del Guadalajara, firmó con Tigres, lo que significaría su regreso del futbol europeo, en específico del alemán.

El mejor defensa mexicano

Carlos Salcedo es uno de los mejores defensas centrales del país, que poco a poco se fue consolidando en selección mexicana, hasta incluso ya asistió a un mundial, y lo hizo como jugador titular. Esa gran calidad que mostró en Rusia 2018, y ese carácter que desde hace mucho tiempo no se veía en México, nos hizo pensar que su futuro estaba en un equipo con un palmarés más grande en el viejo continente.

Cuando estaba jugando en la Fiorentina de Italia, se hablaba de que equipos como el Bayern München y el Inter Milan, estaban muy interesados en el “Titan”, pero al final el que se quedó con sus servicios fue el Eintracht Frankfurt de la Bundesliga de una liga poderosa y que se encuentra en el top 5 de las mejores ligas del mundo. En ese cuadro encontró regularidad, cosa que casi no tenía en Italia, en cada partido demostraba ser un jugador completo, y sabíamos que duraría muy poco ahí, pero no pensábamos que regresaría a México.

¿Por qué regresó a México?

Todo indica que su regreso fue forzado, ya que Salcedo atraviesa un problema legal muy fuerte en los juzgados de Guadalajara, lo que le hacía viajar seguido de Alemania a México para las audiencias. La afición lo empezó a cuestionar el porqué no mejor seguía en Europa jugando, y que venir a México, sería un retroceso en su calidad y en su futuro futbolístico, ya que el regresar de Europa a México, para muchos significa perder oportunidad para consolidarse.

En cierta parte tienen algo de razón, no podemos comparar el futbol mexicano con el alemán, el estilo de juego en Europa es muy diferente al estilo que se maneja en México, tan sólo las competencias allá son más completas, y más exigentes. En la carrera de Salcedo, que venía de cierta forma con una regularidad, lo mejor era quedarse en el viejo continente y buscar otras opciones, muchos equipos lo deseaban, pero si no existe ese compromiso al 100% del jugador, difícilmente podrá ganarse un lugar, y veríamos otro caso como los Dos Santos o Vela, que tenían todo para triunfar, pero prefirieron el sol de Los Ángeles.

Lo de su problema legal, se arreglará,y ojala sea en un futuro cercano, para que así, Salcedo pueda y quiera buscar otra salida a Europa para ir por la revancha, y poder consolidarse en un gran equipo; de que tiene la capacidad, la tiene, y de que tiene todo a su favor, también lo tiene. Ahora lo único que le queda es hacer un buen trabajo con Tigres, y poder llamar la atención de un europeo, y así regresar a lo más alto, quieramos o no, Carlos Salcedo es el futuro de la saga mexicana, y si baja en su rendimiento, volverá a pasar mucho tiempo para encontrar a un defensa central con esas características.

Ahora lo veremos en México jugando contra Veracruz y Morelia, cuando antes lo veíamos enfrentándose al Borussia Dortmund, Bayern Múnich, etc. En lo personal opino que Salcedo tuvo sus motivos para regresar, y si fue por su problema legal, está en todo su derecho de querer arreglarlo, pero ahora bien, si regresó por “comodidad”, eso habla mucho de la mentalidad que tiene el futbolista mexicano, “me tienen que pagar más, porque soy mejor, y si me pagan menos, no saben valorarme” aunque sea en Europa.

Conclusiones

Carlos Salcedo es el futuro de la selección mexicana, y me hubiera encantado verlo en un equipo más competitivo, porque nos ha quedado claro que tiene calidad de sobra, pero creo que debemos dejar de tener expectativas sobre los futbolistas mexicanos, al final todos sabemos que el dinero mueve al mundo, y a un jugador de 25-30 años, pues más, aunque repito, no es un retroceso al 100%, ya que puede dar el salto de Tigres a otro equipo europeo, pero eso está en veremos, ahora nos toca esperar qué sucede, y ojalá no sea otra generación perdida como la del 2005.