Betway MX Sports $3000 banners

Fastlane presenta un cartel muy mediano y casi pobre si tomamos en cuenta que es la antesala de Wrestlemania, sobre todo por la ausencia (nuevamente) del Campeonato Universal WWE.

Sin embargo, rasquemos a la lista de luchas programadas para encontrar algunos chispazos que podrían robarse el espectáculo. Vayamos al análisis.

Un mano a mano para calentar la lona

Fue anunciado un mano a mano entre Rey Mysterio y La Sombra, producto del gran combate que sostuvieron hace mes y medio en SmackDown! que dejó a todos (los que no ven lucha libre mexicana) con la boca abierta.

Es curioso cómo un duelo rutinario que se puede ver sin ningún problema en la Coliseo de Coacalco, la Arena López Mateos o la Arena Naucalpan (o incluso los cientos de plazas del interior de la República) terminó arrancando alaridos a los consumidores de WWE (que no fanáticos de la lucha libre).

En lugar de desarrollar una rivalidad entre ambos (porque Andrade no saber hablar inglés al nivel de Rey Mysterio), optaron por echarlos a pelear otra vez para deleite del público que llegue temprano a la arena.

Debe ser la oportunidad de volverse a robar los reflectores.

Pronóstico gurú: gana Andrade.

Combate de parejas de tres esquinas

Triple H decidió hacer uso de su poder en WWE y ascendió talento de NXT lo que desembocó en la formación de una nueva pareja: Aleister Black y Ricochet.

Con estilos muy diferentes, ambos gladiadores han tenido una buena corrida tanto en RAW como en SmackDown! y ahora se presenta su primera oportunidad titular.

La historia de The Revival (Dash Wilder y Scott Dawson) es muy curiosa pues, el 3 de diciembre de 2018, Dash Wilder publicó un tweet (hoy borrado) diciendo que un día lucharía con los Young Bucks y todos lo disfrutarían.

Un mes después, en enero, trascendió que tanto él como Scott Dawson habrían puesto su renuncia en la mesa de WWE, con miras a integrarse a All Elite Wrestling y cumplir la profecía de aquel tweet.

Apenas dos semanas después de la filtración, WWE les dio los campeonatos de parejas al derrotar a Chad Gable y Bobby Roode. Felices con su hueso, ahora defenderán los títulos en un pago por evento.

Durante el último año y medio, los mejores combates de WWE han surgido en luchas de parejas, sobre todo cuando más de un dúo sube al cuadrilátero. Los ingredientes están puestos para una posible lucha de alarido.

Pronóstico gurú: retiene The Revival.

Fastlane reúne a The Shield

Tal como se pronosticó meses atrás, el afortunado regreso de Roman Reigns a los cuadriláteros significa la revaloración de la carta más importante de WWE.

Los abucheos que antes recibía el Big Dog finalmente han callado y se han transformado en vítores unánimes. Con este empuje, indudablemente los escritores la tienen de pechito de cara a Wrestlemania.

Reunir a The Shield con un Dean Ambrose dubitativo es el escenario perfecto para un combate entre éste y Roman Reigns, algo que muchos fanáticos esperan con emoción.

Por su parte, Drew McIntyre tendrá que esperar después de haber sido señalado como el elegido para suplir a Roman Reigns como rostro de la compañía. Su alianza con Bobby Lashley y Baron Corbin sólo sugiere un pretexto para desarrollar la historia de The Shield.

Pronóstico gurú: pierde The Shield.

¿Están guardando a Kofi Kingston?

Lo que le ha pasado a Kofi Kingston es una extraña casualidad: todo inició por la lesión que sufrió Mustafa Ali a mediados de febrero, saliendo del famoso gauntlet match previo a Elimination Chamber.

Kofi Kingston lo sustituyó y fue gracias a esa actuación que se convirtió en el favorito para la cámara de eliminación, refrendándolo con una excelente batalla que tuvo al borde de la butaca a toda la arena como desde hacía lustros no se veía en un evento de WWE.

A pesar del apoyo casi unánime de parte del público hacia Kofi Kingston, Vince McMahon decidió poner a su propio Niño Hamburguesa en el combate titular y así es como tenemos un Daniel Bryan contra Kevin Owens.

Daniel Bryan brilla como rudo; no fue hasta que cambió su faceta que finalmente volvió a tener un título estelar en WWE. Su personaje es odiado y consigue reacciones muy enérgicas en el público, es un éxito.

Con la enorme sombra de Kofi Kingston, esta batalla se antoja muy parca y deslucida. Ideal para que el público se haga sentir con el poder de sus coros.

Pronóstico gurú: retiene Daniel Bryan.

Charlotte Flair vs. Becky Lynch

Indudablemente éste es el duelo más atractivo de todo el pago por evento. Becky Lynch ha logrado convertirse en un fenómeno gracias al buen manejo que su personaje ha tenido en los últimos meses.

Es un oasis en el desierto; sus historias han sido las únicas persistentes y congruentes en los últimos tiempos y el resultado es que su pelea en Wrestlemania es más esperada que la de los deslucidos campeonatos estelares.

Charlotte Flair ha sabido jugar su papel de pararrayos ante una Ronda Rousey incapaz de enfrentarse a los abucheos del monstruo de mil cabezas.

Ante el buen desarrollo que ha tenido esta historia, será interesante ver cómo consiguen meter a Becky Lynch en Wrestlemania y al mismo tiempo lidiar con Rousey y Charlotte. Aquí sólo queda dejarse sorprender.

Pronóstico gurú: gana Becky Lynch.