¡Vaya intento de “festejo” del QB Matt Cassel! jaja