Betway.mx NFL $3000

En los últimos días la polémica sobre la etapa de Juan Carlos Osorio como director técnico de la Selección Mexicana fue revivida por unas declaraciones que hizo para ESPN Brasil. Pero, siendo objetivos, ¿Qué le dejó a la Selección Mexicana? Veamos.

No era amigo de la prensa 

Desde que se dio a conocer en el futbol mexicano cuando dirigió al Club Puebla por allá del 2012, mostró algunas cosas interesantes en sus planteamientos, recordemos que su jugador base era el español Luis García y fue ahí cuando notamos que era un técnico totalmente diferente a lo que estábamos acostumbrados. El colombiano no tuvo suerte con los poblanos y 5 años después regresó pero ahora para dirigir a la Selección Mexicana. Sus primeros partidos fueron buenos, pero en ocasiones ponía a jugadores que no eran de su posición nominal. Esto, obviamente le trajo muchos problemas en su sistema táctico, porque a pesar de que se ganaba, no se dominaba como se tenía que hacer y la bellísima prensa mexicana salió a matarlo en las ruedas de prensa. Generó enemistad con varios de ellos y aunque su proceso poco a poco fue mejorando, los medios mexicanos lo acababan y demeritan todo lo que él lograba. Aunque no parezca, esto terminó afectando mucho su imagen con los aficionados y cada vez se le recordaba el cómo cambiaba de posición a futbolistas. 

Le falló el sistema

Juan Carlos Osorio ha sido de los mejores técnicos que ha tenido la Selección Mexicana, pero en varios partidos falló. Los cambios de posición no fueron de las mejores ideas y la gran limitación de los futbolistas mexicanos, cobraban factura. En su sistema inicial, quería poner en la derecha a Hirving Lozano y en la izquierda a Jesús Corona, pero aunque ellos sean de los mejores jugadores mexicanos, cada vez que jugaban juntos, el poder defensivo del equipo se veía limitado y eso se notaba en los resultados. Le vamos agregar la goleada de Chile 7-0 en la Copa América 2016, en donde no supieron ni meter las manos, y por supuesto, la eliminación de la Copa Confederaciones 2017 contra Alemania. ¿Accidentes? puede ser, pero los 2 onces de esos partidos no son muy diferentes. Un gran error que tuvo Osorio fue no cortar a los jugadores que no tenían cabida en ese sistema, que por más que se “esforzaban” no podían con el paquete de estar en la Selección. ¿Siempre los mismos? Sí, ni Miguel Layún, Javier Hernández, y mucho menos Paul Aguilar tenían que estar por lo menos en esa Copa América, pero aca viene lo incómodo, si cortas a esos jugadores, ¿A quién convocas? no había calidad en ese año en la Selección Mexicana, no había recambios naturales para esas posiciones. Contra Alemania fue lo mismo, no se contaba con los jugadores indicados para ese torneo y llevaron a lo “mejor”. 

Conclusiones

Soy un convencido total de que Juan Carlos Osorio ha sido de los mejores técnicos que pudo tener la Selección Mexicana, pero se equivocó en varios aspectos. No es posible que el “Gigante de CONCACAF” fue a la Copa América a que lo golearan, a la Copa Confederaciones para exhibir la poca calidad de los jugadores y a la Copa del Mundo solo a ganarle a una inestable Alemania. Porque eso fue lo que pasó, México fue al mundial solo a ganarle a una selección que venía de una eliminatoria europea tambaleante y que en Rusia nos dimos cuenta de que esa gran Alemania se le ganó con poco, porque ellos mostraron también poco. Sus declaraciones recientes en donde da a entender que no contaba con una buena Selección para destrozar a Brasil no nos debe de sorprender ni de enojar. Es la verdad, desde hace varios procesos, la Selección Mexicana es un relleno en los mundiales. Hasta que no se cambie la calidad y la mentalidad del futbolista mexicano, no se logrará nada, y sea Juan Carlos Osorio o sea Pep Guardiola, seguiremos siendo una Selección pequeña en todo el mundo. El colombiano dejó buenas cosas en la Selección pero también dejó muchas dudas para llegar a ser una potencia en el futbol. ¿Fracasó? NO, se le pidió ir a un Mundial y con poco lo logró.