Tras cuatro temporadas casi cumplidas, de las cuales tres mantuvo a los 49ers como posiblemente, el equipo más duro de toda la NFL (a mi gusto incluso más que los Seahawks), la relación entre Jim Harbaugh y los Gambusinos parece llegar a su inevitable fin.

El hecho de no calificar a playoffs por primera vez desde su llegada, sumado a las diferencias entre Harbaugh y Trent Baalke, así como con algunos jugadores, lo ubican fuera del equipo en cuanto termine esta temporada.

Su gran récord y probada calidad, ya lo ponen como un serio candidato para dirigir a otro conjunto de la NFL el año siguiente. Y es que de hecho son varios dueños los que ya mostraron interés por sus servicios.

¿Qué le conviene más a Harbaugh? ¿Descansar o continuar como entrenador? ¿Acaso regresar a colegial como se ha rumorado respecto a Michigan? ¿O tomar a un equipo malo y moldearlo? Asumiendo que decidirá quedarse en la liga y que algún conjunto lo seducirá (y pagará su contrato) ya sea porque se dan las condiciones o simplemente por ofrecerle un jugoso sueldo, van aquí cuatro opciones de equipos donde fácilmente podríamos ver a Jim Harbaugh la siguiente temporada.