El próximo sábado comienza la Ronda Divisional de la NFL con un partido que promete bastante en cuanto a espectáculo. Los Kansas City Chiefs recibirán la visita de los Indianapolis Colts en Arrowhead Stadium.

El gran atractivo del partido, será por supuesto, ver a los dos Quarterbacks con mayor cantidad de pases de touchdown lanzados durante la temporada regular. Por parte del equipo local, Patrick Mahomes con 50 y del equipo visitante, Andrew Luck con 39. Esos 89 pases de touchdown entre ambos, es la mayor cantidad en la historia para un partido de Playoffs, lo cual ya nos puede generar una idea del espectáculo que se espera ver el sábado.

Bien podríamos estar ante el inicio de una gran rivalidad entre ambos jugadores, pues Mahomes con 23 años y Luck con 29, aún tienen un gran camino por recorrer en la NFL.

Pero, ¿Quién de los dos es mejor QB?, ¿Mahomes y su gran potencia en el brazo?, o ¿Luck y su gran inteligencia dentro del campo?

Patrick Mahomes

En apenas su primera temporada como titular, el jugador egresado de la Universidad de Texas Tech, ha maravillado a toda la liga. Y no es para menos, 50 touchdowns y más de 5000 yardas tienen a Mahomes como el principal candidato a ganar el MVP de la temporada.

Potencia. Una de sus grandes fortalezas es la potencia que tiene en el brazo. Mahomes cuenta con un brazo privilegiado para lanzar pases profundos. No solo eso, cuando es necesario lanzar pases cortos pero con una velocidad considerable, Mahomes siempre está ahí para realizarlos.

Movilidad. Su agilidad lo hace ser uno de los QBs más difíciles de capturar en la liga. Cuando la bolsa colapsa y la presión llega a él, no duda ni por un instante en mover sus piernas para correr o quitarse la presión y buscar ganar algunas yardas.

Paciencia. Si no encuentra desmarcado a su receptor, Mahomes no en un QB que pierda la paciencia, por el contrario, y aunado al punto anterior, comienza a moverse por el campo en búsqueda de un receptor desmarcado. Esto lo ha llevado a realizar jugadas casi sacadas de algún videojuego en varias ocasiones.

Andrew Luck

Luego de perderse la temporada anterior por una lesión en el hombro, el jugador egresado de la Universidad de Stanford retorno en gran forma. Pese a que los Colts comenzaron la temporada 1-5, se las arreglaron para tener un regreso improbable y meterse a Playoffs donde ya eliminaron a los Texans en la ronda de Wild Card. Luck es un candidato natural a llevarse el galardón de regreso del año.

Físico. Andrew Luck es un QB sumamente atlético. Con su 1.95 de estatura y 109 kilos de peso, Luck es un jugador físicamente imponente, y dicho por Bill Bellichick: «un jugador difícil de derribar». Incluso el coach de los Patriots, aseguro que Luck es más difícil de derribar que Ben Roethlisberger.

Presencia. Una de las características más importantes en cualquier QB de la NFL, es la presencia que tengan en la bolsa, y en ese sentido Luck es uno de los que mejor la maneja en la liga. Ya sea por su fortaleza física o su movilidad, lo cierto es que Luck se mueve como pocos en la bolsa de protección.

Potencia. Al igual que Mahomes, Luck posee un brazo con gran potencia lo cual le permite mandar pases de manera profunda constantemente. Desde su época en la Universidad de Stanford, ya mostraba cualidades que maravillaban a los analistas.

¿Quién es mejor?

La pregunta más difícil de responder. Ambos son QBs que tienen un gran futuro por delante y con características similares en algunos casos. Sin embargo, me voy a quedar con el QB de los Colts por la experiencia. Mientras Luck ya ha disputado partidos de Playoffs (uno de ellos en una histórica remontada precisamente ante los Chiefs), Mahomes es primerizo en Playoffs.

La temporada de Mahomes ha sido mejor sin duda alguna, pero en términos generales creo que Luck es un QB más completo y experimentado. Obviamente se tiene que tomar en cuenta el factor tiempo. Mahomes en un QB de segundo año y Luck ya cuenta con seis años en la liga.

Ambos pertenecen a la nueva escuela de QBs. Atrás quedaron los Manning, Brady, Brees, pasadores de bolsillo, para darle paso a una nueva generación de mariscales de campo con movilidad en el bolsillo y mucha versatilidad para llevar ellos mismos el balón.

Considero que en un futuro, Mahomes puede sobrepasar a Luck, pero a día de hoy, me quedo con el QB de Indianapolis.