En estos días se ha estado manejando la posibilidad de erradicar el ascenso y descenso de la Liga MX, por lo menos durante cuatro años, postura que ya se había tocado antes pero que tal parece ahora sí va enserio, y de hecho, se va a discutir en los próximos meses.

Ciertamente, yo no recuerdo otra liga, en este momento y además de la MLS, que no tenga sistema de ascenso y descenso, por lo cual, la Liga MX estaría entrando en terreno desconocido, ya que incluso la liga estadounidense tiene un sistema de franquicias que se va expandiendo año con año, modificando los clubes que la disputan.

¿En qué beneficia/perjudica dicha propuesta en caso de llevarse a cabo?

A favor

Intentemos ver la propuesta como si estuviéramos en una película de Disney, ya que según explican los encargados de manejar la Liga, el hecho de eliminar el descenso y el ascenso ayudaría a revalorizar a los clubes de la Liga MX, al saber que sus recursos no están en riesgo al poder bajar de categoría, y evitando tener casos como el de los Chargoy que tenían el agua hasta el cuello y ni siquiera lograban cubrir la nómina.

Por otro lado, explican que ayudaría también a los clubes del Ascenso MX, ya que le darían incentivos económicos y apoyos a quienes salgan campeones en los torneos donde no hay ascenso, todo esto con el fin de apoyar a que dichas franquicias logren estabilidad económica y algún día aspiren a pertenecer a la Liga MX. Y es que, de qué sirve tener una división de ascenso donde sólo 6 de 16 equipos pueden -por reglamento- ascender a la máxima división

Contras

Evidentemente el que más sufre por esta “reestructuración” es el factor deportivo, que de por sí el nivel ya es bajo, ahora imaginemos cómo serán los torneos si ninguno corre riesgo a la hora de fracasar. Ahora que lo recuerdo, ha habido temporadas en las que los partidos más entretenidos han salido de los clubes que están “emproblemados” con el porcentaje, y ahora sin aquella preocupación, pues tranquilamente se echarán vacaciones hasta después de la jornada 10 o más, ya que también se analiza subir de 18 a 20 clubes.

Hablando de “la división de plata” -por decirlo de forma elegante- los únicos afectados son aquellos que realmente han hecho una inversión para ser elegibles en caso de ascenso, clubes como: Atlante, Celaya, Juárez o la reciente adquisición del Atlético de Madrid, el San Luis, se quedarían cuatro años en el infierno a no ser que negocien entrar entre los 20, pero no todos lo lograrán.

Algunos se rasgan las vestiduras diciendo que afectará al desarrollo de los jugadores más jóvenes, evitando su progreso y tal, pero seamos realistas, en las condiciones actuales son muy pocos los jugadores que cumplen el proceso de ir debutando desde divisiones inferiores y pasar por el Ascenso MX, precisamente porque dicha liga está repleta de extranjeros que no encontraron cupo en equipo de primera, así que tampoco.

Conclusión

Yo no desconfío de las reglas, sino de quienes las aplican, y todos sabemos de sobra que en la Liga MX se aplican modificaciones de la peor manera posible, y no dudo que esto suceda con este intento por “revalorizar a los clubes”.

Por primera vez, no sé cuál postura tomar, ya que la forma en que está planteado el esquema es perfecta para consolidar a los clubes, y apoyar -por primera vez- a aquellos olvidados que, de por sí, ya se la pasan flotando en el Ascenso MX sin posibilidades reales de progresar.

El asunto con lo anterior es que hay demasiados daños colaterales en este proceso, y de hecho, nosotros, los aficionados de a pie, somos los más afectados, ya que el espectáculo, que ya casi está en peligro de extinción, se verá aún más afectado, quedándonos con un torneo larguísimo e infumable hasta que llegue la Liguilla.

Al final, yo sí estaría de acuerdo en que se apliquen estas medidas si realmente se va a apoyar a “los de abajo”, y no sólo me refiero a los del Ascenso MX, sino a los mismos clubes de la Liga MX que están varios escalones de los poderosos, incluso si tenemos que sacrificar cuatro años de torneos sin mucho chiste, ya que esto sería el inicio de una liga más justa, o como dirían por ahí, “habría piso parejo”. Ojalá no encuentren la manera de echarlo a perder…