Se abre el telón de la mejor liga de clubes en Europa y antes que empiece a rodar el balón veamos quiénes son mis candidatos al trono de la isla inglesa del futbol.

Manchester United

El actual subcampeón de la competición y el que más batalla dio al City la temporada pasada llega como uno de los llamados a conseguir el campeonato inglés, con un técnico de la categoría de Mourinho y jugadores espectaculares en cada línea del campo, no hay duda que los Red Devils volverán a estar en los reflectores, no obstante la interrogante aquí es saber si les alcanzará para competirle a sus vecinos y por fin superarlos, ya que si bien la campaña anterior les estuvieron cazando, al final no les dio para cerrar fuerte el torneo y terminaron 19 puntos debajo de los Citizens.

La clave que tiene el equipo de Manchester es la experiencia, pues aunque no hayan traído refuerzos de lujo, el plantel de hace un semestre sigue intacto, por lo que trabajar en equipo debería ser más fácil en teoría y evitar los errores cometidos. Sin duda los estelares para que el United tenga éxito serán De Gea en la portería, Paul Pogba en la media cancha, Lukaku junto a Alexis Sánchez en la delantera y por supuesto el siempre mediático Jose Mourinho en el banquillo para demostrar que puede obtener la revancha.

Manchester City

El flamante campeón no podía quedar fuera de los contendientes porque tiene todo para volver a repetir el gane, para muestra de ello la final de la Community Shield contra el Chelsea, donde vimos lo bien que está el equipo de Guardiola a pesar de venir de la pretemporada y jugar sin algunas de sus principales figuras como “El Chino” Silva o de Bruyne. La madurez que presenta el City es entendible al mantener la misma planilla, pero a diferencia de su rival de ciudad, no sienten la presión de ganar el torneo local, porque ya lo hicieron, pero sobre todo porque las aguas están tranquilas en el puerto de los Celestes sin asuntos extra cancha.

Guardiola sabe lo que tiene y es cauto e inteligente para poder confiar su sistema de juego priorizando la defensa como primera línea de ataque y viceversa con la delantera para iniciar la presión desde arriba, por eso jugadores como Kompany, de Bruyne, Silva y Gabriel Jesús no necesitan de ayuda “extra” para cumplir con su labor. Una vez más Manchester City será el gran protagonista en la Premier, no tengo duda de ello, pero me cuesta trabajo verlo como campeón una vez más, ya que han pasado casi diez años desde que un equipo repitió título de forma continua, por lo que el City no tiene nada seguro a pesar de lo sólido y poderoso que luzca, ya lo vimos con Alemania en la reciente Copa del Mundo y tanto la liga inglesa como sus clubes no son la excepción para librarse del fracaso.

Liverpool

Más candidatos y obligados, imposible. Los Reds sacaron la billetera para hacer grandes contrataciones y apuntalar al de por sí espectacular equipo que ya poseían y dar de una vez por todas el paso que les hace falta para conquistar el campeonato. Alisson, Fabinho, Keita y Shaqiri son las joyas que aterrizaron en Anfield para que Jürgen Klopp tenga a manos llenas con qué jugar y seguramente lo hará, ya que ahora posee mayor profundidad de banca y con recambios del mismo nivel que los titulares, situación clave para dosificar los diferentes torneos que afrontará. Las figuras de siempre estarán ahí como Dejan Lovren, Firmino, Sadio Mané y Mohamed Salah para demostrar su crecimiento y convertir los millones de euros invertidos a títulos.

Quizás en este puesto muchos otros quisieran ver a un Chelsea o un Arsenal, pero su situación es diferente a la de los clubes ya mencionados porque están en reconstrucción y pensar en el campeonato para ellos no es real en esta liga. Similar situación la que vive un Tottenham que si bien retuvo a su estrella Harry Kane, su tope salarial le ha impedido hacerse de refuerzos que puedan situarlo en la clasificada lista de contendientes por la Premier y aunque últimamente nos hemos llevado sorpresas, la trayectoria de un técnico como Klopp nos ha enseñado que el éxito requiere tiempo y sobre todo creer en el proyecto, en los jugadores y el club. Es por eso que veo más decidido y experimentado al Liverpool sobre los Manchester o cualquier otro rival para aguantar hasta el final y llevarse la corona para recuperar la gloria perdida, no hay más.

Pick Gurú: Liverpool campeón.